Conclusiones

Si tengo dificultades para pagar o simplemente no puedo pagar, ¿tengo alguna solución mejor?

No, no hay ninguna solución mejor 

Las expectativas de los Acreedores fuera del Concurso le generan menos obstáculos que en el marco del mismo, dado que los Artículos 92,55,58 y otros de la Ley Concursal, no son de aplicación fuera del Procedimiento Concursal.

En este sentido, la Declaración de Concurso es un mecanismo de protección del deudor frente a la proliferación de ejecuciones singulares frente a su patrimonio.

Por lo tanto, no es sólo que el deudor tiene el deber legal de solicitar el Concurso dentro de los dos meses siguientes al conocimiento de la insolvencia (art. 5.1 LC) sino que, debe hacerlo para evitar el agotamiento que le supone la pluralidad de ejecuciones singulares y las cuantiosas costas de las mismas.

Complejidad del Concurso de Acreedores e importancia que el mismo sea dirigido por un equipo de auténticos Expertos en la Ley Concursal.

El Concurso es un proceso muy complejo, difícil de interpretar, con mucho contenido económico y conexo con la Ley de Enjuiciamiento Civil, Código Civil, Código de Comercio, Leyes Laborales, etc. Es escasamente utilizado por que la mayoría de los letrados de este país desconocen su funcionamiento, por ello  no se ofrece como solución.  El concurso exige ademas tener equipos multidisciplinares (Abogados y Economistas) y pocos despachos cuentan con ellos.

Si no se tiene auténticos y profundos conocimientos prácticos del tema, el Concurso de Acreedores acabara en un fracaso absoluto. En el concurso es muy importante conocer y dominar los tiempos procesales.

En AEF tenemos gran experiencia. Mas de 400 concursos de acreedores de personas físicas y empresas avalan nuestra especialización y profesionalidad.  Asimismo en AEF como organización sin animo de lucro hemos abaratado el proceso de manera que es asequible para casi cualquier persona que quiera proteger su patrimonio o liberarse de sus deudas.

Como conclusión podemos afirmar que para llevar a buen término un Concurso de Acreedores (Ley de Segunda oportunidad) es muy importante conocer a fondo todas las ventajas que la Ley permite y la manera práctica de utilizarlas.

Contacta con nosotros, sera tu mejor decisión